Verso, verdad o atrevimiento

SINOPSIS

La RAE define «casualidad» como la combinación de circunstancias que no se pueden prever ni evitar.
Yo no sé si las casualidades existen o lo son, pero Verso, verdad o atrevimiento es una realidad gracias a que no creí en ellas, gracias a que pensé que todo pasa por algo y me dejé llevar cuando una guitarra se cruzó en mi camino y me hizo leer poesía, tanta que abandoné mi novela para intentar entenderme en verso y comprender esta nueva y curva vida bohemia que se complicaba a la misma velocidad que conocía a más cantautores y poetas.

Así que volví al inicio, a la casilla de salida e, inevitablemente, aquellas palabras de mi infancia, que aún resonaban en mi mente, aparecieron frente a mí en el mismo momento en el que comencé a escribir: «¿Beso, verdad o atrevimiento?».

Y es que mi poesía es un poco de todo ello, como la vida: juego de versos aderezados de cariño, vivencias y locura sobre la cuerda floja que a todos nos invita a tambalearnos. Pasatiempos versados a ratos compartidos conmigo, pero ahora si quieres, juego contigo. Aunque no sin antes explicarte alguna regla.

En algunos poemas encontrarás citas de muchos de los cantantes y poetas que me han visto aprender en sus recitales y conciertos, ellas te situarán en el tablero de mis espacios y quizá te ayuden a entender.

Pero tampoco intentes encontrar todas las pistas porque, como en la vida, no todo lo que parece es ni todo es lo que parece… ¿Estás list@? Verso, verdad o atrevimiento.

SOBRE LA AUTORA

Nací en Alzira (Valencia) el último día de primavera de 1979, y a los pocos años ya escribía cuentos en una máquina de escribir de Feber que me regalaron unas Navidades.

Después, un cúmulo de casualidades y mi pasión por la escritura, o más bien por contar mi realidad en prosa, me llevaron a estudiar Filología Hispánica en la Universidad de Valencia.

Durante esos años en la facultad descubrí mi pasión por la Lengua –Fonética, Psicolingüística, Sintaxis… mis asignaturas preferidas– y también era esa la disciplina que más disfrutaba al impartir mis clases en los diferentes centros en los que he trabajado.

Actualmente, soy profesora de Lengua y Literatura en el IES Rei en Jaume de Alzira y, en cuanto a mi trabajo como docente, he de confesar que han cambiado mucho los contenidos –también transversales– que quiero transmitir a mis alumnos: el valor de la palabra, el compromiso con las ideas, la expresión de sentimientos… Y es que un día una guitarra se cruzó en mi camino y me hizo leer tanta poesía que se me llenó la cabeza de versos, de ideas y de nuevos proyectos que desde un principio compartí con mis alumnos.

Defecto profesional o virtud educativa que ha logrado que tanto mis alumnos como yo ampliemos nuestros horizontes y disfrutemos leyendo, escribiendo y dibujando poesía. Prueba de ello es este libro, en el que además de que han colaborado dos de mis «casualidades», amigas y colegas, he contado con la participación de algunas alumnas.

Eternamente agradecida, a ellas y a todo aquel que ha puesto un granito de arena –y también de cal– para que este libro esté en tus manos.